Adalberto Carmelo Valdés Pérez

Nadie puede calcular cuántos conocimientos diversos se agrupan en el cerebro de un buen maestro. Quizás por los años de trabajo, por la capacidad que desarrollan para adentrarse en las mentes de sus discípulos o por obra divina, sus memorias están repletas de información. A propósito de conmemorarse en octubre el Día Mundial de los Docentes, nos acercamos a uno de ellos: Adalberto Carmelo Valdés Pérez.

Hijo de un comerciante y una ama de casa nació Adalberto Carmelo Valdés Pérez, el 16 de julio de 1952, en la ciudad de La Habana. Cursó sus primeros estudios en escuelas públicas de El Cerro. A la edad de nueve años su familia se radicó en San Antonio de los Baños, donde concluyó las educaciones Primaria y Secundaria Básica. Realizó el Bachillerato en el Instituto Preuniversitario de La Víbora. En 1968 matriculó en la especialidad de Geografía, en el Instituto Pedagógico Enrique José Varona. Militante de la Unión de Jóvenes Comunistas, realizó su práctica laboral en las escuelas militares Camilo Cienfuegos de Matanzas y Camagüey. Una vez graduado, en 1973, cumplió el servicio social durante tres años en la ESBEC Vanguardia de La Habana, de Isla de Pinos.

En 1976 comenzó a trabajar en el Instituto Preuniversitario en el Campo IPUEC Niños Héroes de Chapultepec, de Güira de Melena. Dos años más tarde pasó a la Dirección Municipal de Educación de ese territorio, desempeñando por más de una década diferentes responsabilidades docentes y sindicales.

Desde 1986 Adalberto Carmelo Valdés Pérez fijó su domicilio en Güira de Melena. En la segunda mitad de la década del noventa se vinculó a la Educación Superior, en la Filial Pedagógica Eugenio María de Hostos. Alcanzó los títulos de Máster en Didáctica de la Geografía y Doctor en Ciencias Pedagógicas en 1997 y 2010, respectivamente. Fundador del Instituto Superior Pedagógico Rubén Martínez Villena, actualmente es profesor del Centro de Estudios de la Universidad de Artemisa. Con una vasta obra publicada, resultados de investigaciones y su participación en eventos nacionales e internacionales, ha dejado su impronta en varias generaciones de educadores. Hombres como este, exigentes y generosos, prestigian el magisterio ariguanabense.


Escribir un comentario

Twitter

Canal RSS

Etiquetas

En otros idiomas

Spanish English French German Italian Portuguese Russian

Blogs

Del Municipio

Culturales

Deportivas

Provinciales